Biotina para el mantenimiento de tu cabello sano | Bayer Te Cuida

Cuidado personal - Cuidado del cabello

La biotina contribuye al mantenimiento de tu cabello sano

El cabello es muy sensible al estado nutricional de todo el cuerpo, de modo que un nivel bajo de vitaminas o minerales se manifiesta en un cabello débil, quebradizo y con poco volumen. En este post te explicamos cómo esta vitamina del grupo B puede ayudarte en el cuidado del cabello.

Por eso, aportar vitaminas y minerales al cabello de forma continuada puede ayudarte a mantener una buena salud capilar. La biotina, en concreto, es una de las vitaminas que más contribuye al mantenimiento del cabello sano, es decir, sin caída, con volumen y brillo.

Las vitaminas más importantes para los procesos metabólicos del cabello son las del grupo B, especialmente el ácido pantoténico, o vitamina B5, y la biotina. Conocida como la “vitamina de la piel, el cabello y las uñas”, la biotina también recibe los nombres de vitamina H y vitamina B8.

 

La biotina ejerce función de coenzima, estimulando la acción de algunos enzimas esenciales en los procesos de duplicación celular. Es decir, favorece el crecimiento de los tejidos de rápida reproducción, como la piel y los cabellos. Además, interviene en el metabolismo de las grasas. En el cuero cabelludo, esto se traduce en más elasticidad y menos rotura del cabello, resultando en una mayor protección contra la caída del cabello.

Por otro lado, las vitaminas del grupo B estimulan la circulación sanguínea, permitiendo la llegada de los nutrientes a la raíz del pelo. Una raíz capilar bien nutrida es sinónimo de una buena salud de tu pelo.

Se puede obtener biotina de forma natural a través de nuestra flora intestinal, que es capaz de sintetizarla. También se puede incorporar directamente a través de los alimentos, como legumbres, verduras, carnes y pescado, pero en bajas concentraciones. Por eso es aconsejable reforzar la salud de tu cabello con un aporte complementario de cápsulas de biotina para el cabello, más aún cuando se acercan períodos de mayor recambio capilar, como el otoño.